Dicen de Diego que es alegre, diligente y atento.

Se ocupa de la tramitación de los pagos a los y las docentes que imparten formación en el centro de profesorado, así como del manejo del programa de contabilidad y de la gestión administrativa propia del área económica de la Secretaría del centro.

Concienciado en el óptimo aprovechamiento de los recursos, generar los mínimos residuos posibles, y reciclar.

No obstante tanto Mila como Diego colaboran y comparten mutuamente sus tareas.